miércoles, agosto 22, 2007

Diez Años.


Diez años he envejecido de golpe en el veterinario hoy. Al final, por suerte, ha sido falsa alarma. Pero será mejor que cuente la historia desde el principio.
Hoy tocaba llevar a mi fiel wargo de batalla (también conocida como Mora) al veterinario a desparasitarla y bañarla (no le gusta el agua salvo para jugar, así que intentar bañar sus 24 kilos de pelo y huesos si no colabora es... imposible). El caso es que, al ir a buscarla dos horas despues de dejarla, me ha dicho el chico que la baña que le ha encontrado un bultito.
Y ahí ha llegado el susto. Y es que, pese a que lo más probable es que no fuese nada, la última vez que tuvo algún sintoma raro casi se nos muere, así que me da pánico cada vez que descubren algo en las visitas rutinarias que no debería estar ahí. Finalmente el veterinario lo ha mirado y ha visto que no era más que un bulto de grasa, así que mientras que la sujetabamos entre los dos (es decir, yo la cogía la cara y le dejaba que me babosease la mia mientras el veterinario le abría el bulto) se lo ha limpiado y me ha dicho que se lo vigilase, puesto que si volvía a crearse el bulto tal vez debiese cerrarle la glandula sebacea que lo había ocasionado.
A la vuelta a casa, me he cruzado con mis padres y hemos pasado mi padre y yo como quince minutos intentando sujetarla para desinfectarle de nuevo el bulto (el problema esta en que cuando conseguía calmarla y tumbarla, mi padre veía alguna historia y en lugar de echar el desinfectante, lo comentaba, con lo que la perra se iba poniendo cada vez más nerviosa y mi padre se iba frustrando).
En fin... ha sido una de esas cosas que, al final, no era nada, pero que en el momento te dan el susto del año... Y es que mi wargo de batalla lleva ya muchos años conmigo... no sé que haré cuando deje de acompañarme en mis batallas contra los elfos.

7 comentarios:

Profesor James Moriarty dijo...

juer que susto, oye, si quieres paqra la proxima me llamas a mi la dejamos colgada de mi brazo... yo pierdo un poco de masa muscular... pero seguro que se queda tranquila.

Pícara dijo...

Menudo susto me has dado al empezar a leer el post ¬¬

Pero está bien =)

Shimrod dijo...

Mejor un mal susto que sea verdad.

Ekino dijo...

Me alegro de que Mora esté bien.
Si quieres la próxima vez que tengas que inmovilizarla me llamas, se unos cuantos chistes que harían que hasta al más inquieto se le quitaran las ganas de vivir. Por supuesto los efectos secundarios dejarían que los procesos vitales de Mora fueran comparables con los de una planta pero mira, por lo menos no os faltaría oxígeno...

Un abrazo para ti y un beso para Mora. Sí, estoy casi seguro que era así... XD

PD: Estoy intentando revivir mi espacio (otra vez) todo aquel que lea esto es invitado a participar en él.

Master dijo...

Madre de Dios, pobrecita Mora y pobrecita tú. Igual si algún día te faltase siempre te dejaré que le pongas correa a mi bro y lo pasees por las calles y lo dejes llorando en el patio (??). Eso sí, si ya viene con pulgas no me responsabilizo.


Humm, Laparca no me pegues, que era bromita!! XD NOOOO ARRRRGHHHH

tita hellen dijo...

Mucho ánimo niña, que a tu Mora le queda mucho que hacer antes de irse al Valhalla con los campeones.

la reina del hielo dijo...

jope vaya susto! pero no te preocupes, que a los bultos de grasa sobrevivimos las mejores!

Suscribete al Blog